Portada-articuloBilanClimat

Descubre nuestro primer informe sobre movilización frente al reto climático

25 marzo 2022

Si bien la protección del medioambiente ha sido uno de los retos de la Fundación desde su creación, de manera más intuitiva desde la línea de Alimentación Sostenible pero también desde el Arte Ciudadano, hace dos años quisimos iniciar y apoyar un amplio movimiento filantrópico de lucha contra el cambio climático. De Madrid a París, de Bruselas a Roma, de Londres a Río, más de 460 fundaciones de distintos ámbitos nos hemos comprometido a adoptar medidas estructurales frente a la emergencia climática. Como firmantes de este manifiesto, hoy compartimos nuestra primera evaluación de las acciones que hemos llevado a cabo.

Los siete pilares de nuestro compromiso

Hace más de un año, comenzamos a impulsar coaliciones y manifiestos en todo el mundo para animar al ecosistema de la filantropía a movilizarse y adoptar medidas estructurales para luchar contra las causas y los efectos del cambio climático. Hoy presentamos nuestro primer informe sobre movilización frente al reto climático, en el que recapitulamos los resultados de este primer año de acciones, a la luz de los progresos que hemos podido lograr en torno a siete pilares:

PILAR 1 – Aprender y compartir conocimientos
PILAR 2 – Incluir la cuestión del clima en las operaciones internas de la Fundación
PILAR 3 – Innovar y crecer como entidad financiadora
PILAR 4 – Integrar el desafío climático en las estrategias financieras
PILAR 5 – Actuar pensando en lo colectivo
PILAR 6 – Movilizar recursos
PILAR 7 – Informar con total transparencia 

Este informe explica en detalle y muestra los progresos realizados en las distintas coaliciones, los actos de sensibilización internos y externos, nuestra política de inversión responsable y baja en carbono, los programas de patrocinio vinculados a la cuestión del clima, el apoyo a los proyectos piloto y los debates en curso, el apoyo a los socios y el resto de acciones que hemos impulsado para abordar la emergencia climática.

Isabelle-2021-blanco-web1
«
"Desde la Fundación, como impulsora y primera firmante de los manifiestos de las coaliciones filantrópicas por el clima en España y Francia, nos hemos comprometido a tomar medidas eficaces contra el cambio climático. Compartir nuestra experiencia para facilitar la tarea a otras fundaciones es el objetivo último de este primer informe."
»
Isabelle Le Galo, directora para España de la Fundación Daniel y Nina Carasso

La emergencia climática, transversal a nuestras líneas de acción

La emergencia climática es un reto transversal a toda la acción de la Fundación, de modo que se integra en los diferentes programas impulsados desde las líneas de Alimentación Sostenible y Arte Ciudadano. Desde cada uno de los proyectos, promovemos e impulsamos que la cuestión del clima esté siempre presente, de una manera u otra, para abordar desde distintos ámbitos un problema que incide directamente en el futuro de las personas y del planeta.

Entendemos la Alimentación Sostenible de manera holística y sistémica, incluyendo sus impactos en nuestro ecosistema actual: desde la pérdida de biodiversidad, hasta el calentamiento global y las desigualdades sociales que se relacionan con la producción y consumo de alimentos. A través de los proyectos que apoyamos desde esta línea, tanto en España como en Francia, nos esforzamos por conseguir prácticas más sostenibles a lo largo de toda la cadena alimentaria. A través de esto, lo que buscamos es facilitar el acceso de todos a una alimentación sana y respetuosa con las personas y los ecosistemas. En este sentido, el modelo que promovemos es agroecológico, solidario y democrático. Esta integración debe afirmarse a corto y largo plazo, lo cual formará parte de los objetivos de la próxima estrategia de la Fundación (2024 – 2028).

En cuanto al Arte Ciudadano, las cuestiones climáticas resuenan cada vez más en las prácticas y reflexiones del ecosistema cultural, ya que se va extendiendo la conciencia de que una transformación social real debe enmarcarse necesariamente en un nuevo modelo de relación con nuestro medioambiente. Conscientes de ello, en 2021 lanzamos una nueva edición de la convocatoria «Componer Saberes» para apoyar proyectos que reúnan a artistas, investigadores y profesionales y propongan otra forma de mirar el mundo, de enriquecer nuestro conocimiento e imaginar otras posibilidades. Además, desde 2017, participamos en el grupo de trabajo mensual «Cultura sostenible», con el que nos reunimos periódicamente y ponemos en marcha un congreso anual, así como acciones de sensibilización a decisores. 

coaliciones-bilan

Una movilización que ya está dando frutos

Aunque las cuestiones medioambientales y sociales han vertebrado las acciones de la Fundación desde su creación, en los dos últimos años hemos dado un impulso definitivo para activar la sensibilización en el ámbito filantrópico y apoyando la creación de coaliciones filantrópicas, consiguiendo que las fundaciones puedan transformarse adecuadamente frente al reto de la emergencia climática. En este camino, no cesamos de incidir en la necesidad de entender la emergencia climática no como un reto aislado, sino como algo transversal a muchos otros retos y, por tanto, que debe observarse desde una multitud de y desde la interrelación de todas las causas sociales. Este primer informe sobre nuestros primeros pasos de movilización frente al reto climático repasa la historia de esta movilización colectiva por el futuro de las personas y de nuestro planeta. 

En España, nuestro compromiso se ha materializado en la coalición filantrópica Fundaciones por el Clima, impulsada junto a la Asociación Española de Fundaciones (AEF) a finales de 2020.  Se trata de un movimiento abierto al que ya se han sumado más de 150 fundaciones para construir conjuntamente herramientas de transición para las organizaciones, así como integrar la emergencia climática y la justicia social en sus proyectos, sea cual sea su ámbito de actuación. La adhesión a esta coalición incluye la firma del Pacto Fundaciones por el Clima, a través del cual las organizaciones firmantes adquieren una serie de compromisos concretos para adaptar su funcionamiento a un modelo más respetuoso con el medioambiente.

Créditos de la ilustración: Irate Eguren